alimentos-saludables-cambio-hora

Qué comer para llevar mejor el cambio de hora

Lo de tener que ir de horario de verano a horario de invierno (y viceversa) suele afectarnos bastante. Pero si te alimentas más, puedes disminuir sus efectos. Te damos recetas para conseguirlo

by Marta Romero

Acuérdate, es este fin de semana. El sábado, cuando a las 03:00h vuelvan a ser las 02:00h. Esperad, que lo compruebo. Que nunca sabes si te toca sumar o restar, te lo tienen que decir mil veces por televisión. Sí, dormimos una hora más. Eso, al menos, compensa el esfuerzo que, cada año (y dos veces), hacemos para adecuarnos al nuevo horario. Ahora nos toca el horario de invierno. Un cambio que nos afecta, por mucho que nos neguemos, pero como para todo, hay remedios. Y están en la alimentación. Comer bien y ciertos alimentos, pueden ser la clave para superarlo sin darte cuenta.

Alimentos para llevar mejor el cambio de hora

El cambio de hora supone un pequeño despiste para nuestro reloj biológico. Aunque, bien es cierto que el cambio de otoño es mucho más llevadero que el que tenemos en primavera, ya que es más fácil adaptarse a la ganancia de una hora que a la pérdida. Sin embargo, en uno y otro observarás que te despiertas a deshora, que te cuesta un poco más dormir y que todo ello repercute en mayor o menor medida en la fatiga que puedas sentir en tu día a día. Por eso, además de ir adaptándote a ello los días previos -los expertos aseguran que con 15 minutos de hora cada día es suficiente para que nuestro organismo se vaya habituando al nuevo horario de manera gradual-, no está de más que refuerces los niveles de vitamina D que nos suele proporcionar el sol (y que ahora disminuirá). Y, para ello, está la dieta. 

Tienes que reforzar esta semana la ingesta de alimentos ricos en triptófano, que es quien se encarga de transformar la serotonina en nuestro cuerpo, muy importante, no solo para reforzar nuestro sistema inmune (algo que hace esa vitamina D), sino para hacer que esa disminución de horas de luz no nos afecte demasiado. Estos alimentos son:

  • Pescados grasos, como un atún o un bonito.
  • El hígado de origen animal.
  • Cualquier tipo de lácteo, aunque podrías empezar aumentando la ingesta de yogures o quesos.
  • Los huevos, grandes aliados.
  • Y los cereales.

Recetas para superar el cambio de horario

A continuación, vamos a darte ideas para que prepares desde esta misma tarde algunas recetas con estos alimentos como protagonistas.

Paso a paso: bagel de salmón ahumado, huevos revueltos y aguacate

Para empezar, un tres en uno. Es decir, un plato que lleva el pescado graso que necesitamos (en este caso, un poco de salmón), los huevos y el aguacate. Además, calentito, es ideal para cenar o desayunar, depende de cuándo necesites más energía.

VER RECETA

Paso a paso: huevos gratinados con gorgonzola sobre salsa de tomate

Otra opción para incluir los huevos durante estos días, es hacerlo con un plato diferente y delicioso. Gratínalos en el horno, cubiertos de queso (que, además, es un producto lácteo) y báñalos en salsa de tomate.

VER RECETA

Paso a paso: tortitas de espinacas con salsa de yogur

Como los productos lácteos son otro de los alimentos que los expertos nos recomiendan, hemos pensado en que hacer una salsa de yogur para acompañar tus platos no está mal. Además, te enseñamos también cómo hacer estas saludables tortitas de espinacas.

VER RECETA

Paso a paso: batido multifrutas de yogur y miel

Un batido es siempre una excelente opción para el desayuno, por ser rápido, fácil de llevar y nutritivo. Además, es una buena forma de que los más pequeños coman la fruta que necesitan. Estos días, añade un extra de yogur o leche.

VER RECETA

Paso a paso: bowl de pasta con atún y salsa Monray

Entre los pescados grasos que los expertos nos recomiendan, está, por ejemplo, el atún. Y es el que hemos elegido para esta receta con pasta y una bechamel típicamente francesa que recibe el nombre de salsa Monray.

VER RECETA

Paso a paso: hamburguesas veganas de alubias y mijo

Cuando hablamos de incrementar la ingesta de cereales, no nos referimos solamente a llenar un cuenco en el desayuno de cornflakes, sino de tener en cuenta otras opciones, como el mijo, y elaborar recetas tan originales como esta.

VER RECETA

Paso a paso: ensalada de pollo y cebada

Por último, otra opción para incluir cereales en tu dieta de una forma diferente es con esta ensalada de cebada -un cereal muy parecido al trigo- y pollo, en el que tan solo tendrás que invertir 30 minutos.

VER RECETA

Activa las alertas de ¡HOLA! y entérate de todo antes que nadie