sofia-gtres

Doña Sofía, incondicional de la cita de Palma pese a la ausencia de Don Juan Carlos

La madre de Don Felipe es la única de la Familia Real que nunca ha faltado a la Misa de Pascua

by hola.com

Con una gran sonrisa y muy pendiente de sus nietas con las que se le vio charlando relajadamente, así llegó Doña Sofía a su cita anual en la Catedral de Palma de Mallorca para celebrar la Misa de Pascua con los Reyes y sus hijas. Nada ha impedido nunca a la madre del Rey acudir a su cita en la capital balear cada Semana Santa, una tradición que comenzó congregando a toda la familia, incluidas las infantas Cristina y Elena y sus hijos, pero de la que se han ido descolgando prácticamente todos, excepto los reyes, que solo se ausentaron en 2007 cuando Doña Letizia estaba embarazada de Sofia, y la esposa de Don Juan Carlos, que este año ha venido sin su marido.

Los Reyes y sus hijas asisten a la tradicional Misa de Pascua acompañados de Doña Sofía

La Catedral de Palma: punto de encuentros y un sonado desencuentro de la Familia Real

El Rey Juan Carlos también fue fiel a la cita hasta el 2014, un año especialmente duro para la monarquía, y no reapareció hasta el año pasado. Sin embargo, su vuelta a la Seu de Palma se vio eclipsada por el desafortunado episodio que protagonizaron la Reina Letizia y Doña Sofía en el momento de hacer las fotos a la salida. El vídeo del desencuentro se hizo viral y la Casa Real puso en marcha toda una política de gestos para mitigar los rumores de una mala relación entre suegra y nuera.

Estos gestos han culminado en el mismo lugar donde empezó todo, con todo un despliegue de caras amables, risas y confidencias que no han pasado desapercibidas. Doña Sofía y la Reina Letizia han sellado su reconciliación definitiva con el ambiente distendido que reinó en la Catedral palmesana y con el paseo final a la salida del templo en el que caminaban abrazadas mientras compartían confidencias.

La esposa de Don Juan Carlos ya se encontraba en Palma de Mallorca con su hermana Irene de Grecia desde el pasado lunes para pasar las vacaciones de Pascua en la isla como acostumbra, por lo que también se esperaba su presencia en la ceremonia religiosa del domingo de Resurrección. Sin embargo, se mantuvo la incógnita hasta el último momento sobre una posible aparición de Don Juan Carlos.

Finalmente, el padre de Don Felipe, que ha sido intervenido hace poco de una lesión cutánea, prefirió no viajar a Palma. No obstante, no parece probable que la recuperación de esta operación sea la razón de su ausencia puesto que fuentes de la Casa del Rey confirmaron hace más de una semana que se trató de una extirpación preventiva de la lesión como consecuencia de una exposición al sol.